0

Radioaficionados, una comunidad viva y necesaria

Por Guadalupe Michaca
18 abril, 2018

Guadalupe Michaca es socia fundadora de www.consumotic.mx y se desempeña como editora y jefa de información. Egresada de la Escuela de Periodismo Carlos Septién García, suma más de 15 años como periodista especializada en Telecomunicaciones, Radiodifusión y Tecnología. Formó parte del equipo de reporteros de la Agencia de Noticias del Estado Mexicano, (Notimex). En la actualidad tiene participaciones en la barra de opinión de TV Azteca abordando cada semana temas relacionados con el mundo digital.

Conveniente flexibilizar regulación.

En el actual mundo digital en el que la vorágine tecnológica hace posible que la comunicación sea instantánea, masiva y en tiempo real, prevalece vigente una actividad con más de 100 años de existencia y cuya labor en situaciones de emergencia es invaluable: la radioafición.

Los radioaficionados o radioexperimentadores son personas con un amplio conocimiento técnico de las comunicaciones a través de las ondas electromagnéticas, son expertos en el uso de equipos de radiocomunicación y sus ensayos, descubrimientos y actividades se realizan sin ánimo de lucro y siempre en beneficio de la sociedad.

En septiembre de 2017, una vez más la comunidad mexicana de radioaficionados fue clave en la difusión de información relacionada con la emergencia generada por los sismos registrados en la Ciudad de México, Oaxaca, Chiapas, Morelos, Puebla y Estado de México.

«LOS RADIOAFICIONADOS O RADIOEXPERIMENTADORES HAN HECHO POSIBLE DESDE EL SIGLO PASADO IMPORTANTES AVANCES TECNOLÓGICOS CON RADIOS NO COMERCIALES, CON COMUNICACION ENTRE PARES A NIVEL LOCAL E INTERNACIONAL USANDO DISTINTAS BANDAS DE ESPECTRO E INCLUSO A TRAVÉS DE RADIO SATELITAL. SON UN APOYO FUNDAMENTAL EN EMERGENCIAS», EXPLICÓ ADRIANA LABARDINI, EX COMISIONADA DEL INSTITUTO FEDERAL DE TELECOMUNICACIONES (IFT).

En opinión de la abogada especializada en telecomunicaciones y radiodifusión, pese a la clara importancia que tiene la comunidad de radioaficionados, es necesario que la regulación mexicana en la materia elimine una serie de trabas que inhiben la práctica de estas actividades.

«LA LEY ESTABLECE QUE LOS RADIOAFICIONADOS DEBEN CONTAR CON UNA CONCESIÓN DE USO PRIVADO QUE EL IFT HA ESTADO OTORGANDO, TENÍA REZAGOS DE MILES DE SOLICITUDES, TODAVÍA HAY ALGUNOS CIENTOS, PERO EN ESTOS ÚLTIMOS TRES AÑOS SE HAN OTORGADO VARIAS».

Sin embargo, la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR) establece como requisito que para recibir una concesión es necesario que el solicitante tenga ciudadanía mexicana, lo cual se coloca como una barrera para la comunicación y experimentación que realizan los radioaficionados extranjeros que viajan a México.

«MÉXICO ES EL ÚNICO PAÍS QUE TIENE ESTE REQUISITO, LOS RADIOAFICIONADOS SUELEN VIAJAR ALREDEDOR DEL MUNDO Y A DONDE QUIERA QUE VAN QUIEREN COMUNICARSE CON SUS PARES, POR SUPUESTO DENTRO DE UN RANGO DE FRECUENCIAS, CON UNA POTENCIA ESPECÍFICA Y SIN INTERFERIR, PERO NO PUEDEN OBTENER LA CONCESIÓN; EN EL CASO DE LOS NIÑOS TAMPOCO ES POSIBLE POR EL TEMA DE LA EDAD».

La especialista refirió que mientras en cualquier país del mundo un radioaficionado puede obtener una concesión o permiso para el uso de radiofrecuencias en máximo tres días, en México el trámite puede llevar entre seis y 12 meses.

«ES UN PRIMER OBSTÁCULO QUE EN NINGÚN OTRO PAÍS EXISTE, EN TODO CASO EL INTERESADO EXTRANJERO TIENE QUE CONSTITUIR UNA ASOCIACION CIVIL PARA PEDIR UNA CONCESIÓN PERO ESO NO SE DA EN EL MUNDO DE LA REALIDAD, PORQUE UN RADIOAFICIONADO EXTRANJERO QUE VIENE A MÉXICO LO HACE POR UNOS DÍAS; LA CONTRAPRESTACIÓN CUESTA ENTRE 600 Y 650 PESOS, ESO NO ES UN PROBLEMA, PERO EL TIEMPO Y LA EXIGENCIA DE CIUDADANÍA MEXICANA SÍ».

Los mexicanos, en cambio pueden obtener permisos como radioaficionados en un sólo día en casi cualquier país del mundo, en donde sólo se exige seguir las pautas marcadas por la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT).

«ESTAS TRABAS NO AYUDAN A QUE EN MEXICO SE FOMENTE UNA GENERACIÓN DE JÓVENES INTERESADOS EN LA RADIOCOMUNICACIÓN, EN LA TECNOLOGÍA Y EN LA INNOVACION. EN LA COMUNIDAD DE RADIOAFICIONADOS INCLUSO HAY NIÑOS, DESDE LOS NUEVE AÑOS COMIENZAN A INTERESARSE POR ESTO».

A nivel mundial, comentó Labardini, los radioaficionados han seguido un proceso de modernización usando tecnologías distintas y apoyándose en herramientas digitales; el conocimiento, ética y vocación de ayuda que tienen es fundamental aún en un mundo cada vez más conectado por internet.

«EN LOS ÚLTIMOS 10 O 15 AÑOS, EL NÚMERO DE RADIOAFICIONADOS REGISTRADOS EN MÉXICO HA IDO DECRECIENDO, CUANDO EN TODOS LOS PAÍSES AUMENTA. SU LABOR ES MUY IMPORTANTE EN CASOS DE DESASTRES; RECUERDO QUE EN EL SISMO DE 1985 PUDIMOS COMUNICARNOS CON MI PADRE QUE RESIDÍA EN ROMA GRACIAS A LOS RADIODIFUSORES Y A QUE LA EMPRESA DHL OFRECIÓ DISTRIBUCIÓN DE MENSAJES A DOMICILIO».

El 18 de abril de 1925, fecha en la que se fundó la Unión Internacional de Radioaficionados (IARU, por sus siglas en inglés), se conmemora el Día Mundial de la Radioafición.

Cartel de Conmemoración de la IARU

La IARU es una organización mundial que representa a las federaciones de distintas nacionalidades y que congrega a más de 153 países, incluido México en donde la entidad miembro es la Federación Mexicana de Radio experimentadores.

Mario

Amante de la radio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *